JARDÍN   BOTÁNICO   MUNDANI

 

Hace ahora exactamente 26 años que compré un huerto de naranjos situado en la falda de una montaña del Noroeste de la Isla de Mallorca. Mi idea era hacer realidad lo que había sido mi sueño desde niño: tener un gran Jardín con árboles de todo el Mundo. Cuando lo compré era una explotación hortofrutícola de cítricos. Posteriormente adquirí otros dos huertos pequeños colindantes con el anterior y una finca de montaña.

 

El Huerto-Jardín cuenta con un sistema de riego por goteo. El agua es muy calcárea y procede de una fuente de montaña con varias horas semanales de suministro en propiedad. En la parte más alta del huerto hay un gran depósito cubierto donde caben unas 90 toneladas de agua y otro depósito más pequeño y abierto de unas 10 toneladas de capacidad. De esta manera el riego se hace por gravedad sin necesidad de ninguna maquinaria de bombeo.

 

Su extensión es de 4.823 m2, a los que hay que añadir los 2.051 m2 de la finca de montaña adyacente. Los bancales o terrazas miden 100 metros de longitud y una media de unos 6 metros de anchura.  Hace ya unos cuantos siglos que fueron levantadas las terrazas en lo que antes era una suave falda de montaña.

 

El Jardín está en la parte baja de esta pequeña colina que, a su vez, forma parte de otra montaña más alta que continúa hacia la derecha. El paisaje es típicamente de montaña mediterránea con pinos carrascos (Pinus halepensis), encinas (Quercus ilex ssp. ilex), olivos centenarios (Olea europea), aladiernos (Rhamnus alaternus), lentiscos (Pistacia lentiscus), ruda (Ruta angustifolia), brezo (Erica multiflora), mirtos (Myrtus communis),  zarzas (Rubus ulmifolius), zarzaparrilla (Smilax aspera),  hiedra (Hedera helix), cebolla albarrana (Urginea maritima), crocus endémico (Crocus cambessedesii),  varias orquídeas (Ophrys balearica, Ophrys fusca, Ophrys speculum, Ophrys bombyliflora, Spiranthes spiralis, Himantoglossum robertianum, etc.), lágrimas de la Virgen (Allium triquetrum), celidonia menor  (Ranunculus ficaria), carrizo (Ampelodesmos mauritanica) y otras gramíneas (Oryzopsis miliacea y Brachypodium retusum), espárragos (Asparagus acutifolius y Asparagus albus), helechos (Adiantum capillus-veneris, Ceterach officinarum, Polypodium cambricum, Cheilanthes acrostica, Asplenium fontanum, Asplenium trichomanes ssp. inexpectans, Asplenium trichomanes ssp. quadrivalens, Asplenium azomanes, Asplenium majoricum, Asplenium X tubalense, etc.), jaras (Cistus albidus), aráceas (Arum italicum y Arisarum vulgare), cyclamen endémico (Cyclamen balearicum) y un largo etc

 

 

El clima es mediterráneo muy suave con escasísimas heladas. La temperatura mínima media en Febrero, el més más frío, es de unos 5ºC y la máxima media en Agosto es de 35ºC. Podría encuadrarse dentro de una Zona climática 10a. La pluviometría media es de  791 litros/m2 anuales con una fuerte concentración de las lluvias en Otoño. (Lluvia media por estaciones: Primavera: 145 litros/m2, Verano: 97 litros/m2, Otoño: 352 litros/m2, Invierno: 192 litros/m2.) (Lluvia media mensual en litros / m2: ver la gráfica)

 

La tierra es calcáreo-arcillosa y muy pedregosa. Su profundidad es muy variable según el bancal. Hay zonas donde la tierra es muy profunda con varios metros de grosor, mientras que en otras zonas la roca calcárea asoma a flor del suelo. Nunca la he arado. Poco a poco se ha ido transformando en lo que en agricultura moderna se llama SUELO FORESTAL, con plantas anuales y bienales, musgo ( Selaginella denticulata),  y mantillo natural procedente de la descomposición de las hojas caídas de los árboles. Para el control de la hierba cuento con la ayuda inestimable de 14 ocas, que se pasean libremente por todo el Jardín. Las plantas que no se comen las ocas, como son hiedras, zarzas, vincas, etc, las voy arrancando con un azadón a medida que nacen. En la foto se aprecian los tubos del sistema de riego por goteo. En primer plano a la izquierda hay un Podocarpus neriifolius y tras él un Koelreuteria paniculata; a la derecha una rama de aguacate y a continuación, junto a las ocas, un pequeño Litchi sinensis conseguido por acodo aéreo.

 

Durante los primeros años fui sustituyendo los cítricos enfermos y los que iban muriendo por otros árboles de especies diversas. Unos los conseguí por semillas traídas por amigos y por mí mismo de viajes por la Península, Islas Canarias, Francia, Portugal, Italia y  païses exóticos como Kenia, India, Zanzíbar; otros por compra en viveros; otros por estacas y esquejes enraizados procedentes de árboles que iba encontrando en la misma Isla y por último, algunos conseguidos por compra de semillas por Internet a EEUU (Pensilvania, Hawai),  Francia, Isla de la Reunión, etc…De los más de 400 cítricos iniciales quedan todavía un centenar: naranjos, limoneros, mandarinos. A algunos les he cambiado la especie y/o variedad a través de injertos: pomelos sanguinos, Kumquats, Microcitrus, etc..

 

     Opuntia amyclaea

Robinia pseudoacaciaCasque rouge”

    Fortunella margarita

                   Lucuma mammosa

                         Cereus peruvianus

        Erythrina caffra

      Cucumis metuliferus

       Helianthus tuberosus

Cyphomandra betaceae

Juglans nigra

                         Fragaria vesca

          Prunus avium

                     Eugenia uniflora

           Persea gratissima

    Opuntia linguiformis

                     Annona cherimolia

                         Allium triquetrum

                    Albizia lebbeck

                     Quercus pubescens

Passiflora alata

      Pyrus communis

 

Actualmente hay árboles, arbustos y lianas de unas 150 especies diferentes, sin contar las plantas naturales anuales, bienales y perennes. Entre los árboles y arbustos destacan como muy bien adaptados los aguacates, chirimoyos, lúcumos del Perú, guayabos, guayabos-fresa, guayabos Cás, zapotes blancos de México, zapotes amarillos, zapotes negros, pitangas o cerezos del Surinam, carissas de Sudáfrica, mundanis o cedros rosados, ciruelos de Sudáfrica (Harpephyllum caffrum), croton de Kenia (Croton dichogamus), tamarillos de Colombia, feijoas, maracuyás, arbol del coral sudafricano, un baniano o higuera de Bengala, macadamias de Australia, chayotes de México, etc… Hay también una extensa muestra de árboles y arbustos de clima mediterráneo y de climas más frescos: sequoya gigante, podocarpo, tejo, libocedrus, sabal palmetto,  phoenix dactylifera y canariensis, livistona de China, boj balear, mimbrera, jabonero de China, varias especies de robles y encinas, enebros, sabinas, laureles, viñátigos, mirtos, pistachos, ciruelos, guindos, madroños,  perales, albaricoqueros, serbales, acerolos, níspolas, nísperos del Japón, chumberas, acebos, membrillos, caquis, caquis de Sharon, higueras, nogales europeos y americanos, nogales de Pecán, avellanos, olivos, fresnos, almendros, olmos,  etc.. .

 

Cuando me animé a hacer la página Web de mi Huerto-Jardín, estuve pensando muchos días qué nombre ponerle, hasta que me decidí por el arbol Mundani, Cedro rosado o Lázcar, Acrocarpus fraxinifolius, el más alto, exótico y espectacular del Jardín, que, a pesar de proceder de la India, Birmania y Malasia, prospera magníficamente en clima mediterráneo. El arbol Mundani es una leguminosa tropical de crecimiento muy rápido, cuyas raíces fijan el nitrógeno atmosférico, de manera que su cultivo enriquece la tierra y favorece el buen desarrollo de los árboles circundantes. Su madera es de color rosado-grisácea con puntitos negros, usada para la fabricación de muebles delicados. Se cotiza internacionalmente como madera preciosa. El tronco es recto y sin nervaduras. No precisa ser podado, ya que se autopoda de manera natural, cayendo por si mismas las ramas inferiores. En clima tropical puede ser cortado a los 10 años, ya que a esta edad tiene una altura y grosor de tronco considerables. Es resistente a la mayoría de plagas. Por propia experiencia he observado que los insectos fitófagos no lo atacan; tampoco es atacado por el hongo radicular Armillaria mellea. Del arbol mundani original, procedente de una semilla traída por unos amigos de Kenia, he conseguido dos hijos clónicos: uno a partir de una estaca enraizada directamente en el suelo en un lugar donde antes había muerto otro arbol atacado por el hongo Armillaria mellea y otro a partir de una estaca enraizada en maceta con hormonas. Aunque mi arbol Mundani  ha florecido varias veces, todavía no ha cuajado ningún fruto. Sobrepasa en unos 10 metros los árboles circundantes y se a un kilómetro de distancia, resaltando su color verde vivo sobre el verde grisáceo de los olivos de la montaña.

Ver fotos del Mundani, Acrocarpus fraxinifolius, en la Galería de fotos de Leguminosas  -- >

 

En los próximos años espero seguir dedicándome a cuidar los árboles ya existentes y aumentar la colección con otras especies.